Comparte Orquesta Filarmónica de Chihuahua música al aire libre

En los jardines de la Plaza Cultural Los Laureles, integrantes de la agrupación interpretan temas clásicos como una manera de ofrecer su talento y compartir la cultura a través de la música, aún en este tiempo de confinamiento

La pandemia y el confinamiento no han sido impedimento para que la Orquesta Filarmónica del Estado de Chihuahua (OFECH) continúe compartiendo la cultura a través de la música.
Aunque ha representado un gran reto, desde el inicio de la pandemia por COVID-19 a finales de marzo de 2020, la agrupación se ha mantenido en trabajo constante ofreciendo alternativas para llegar hasta el público.
Con las redes sociales como la mejor herramienta de difusión, se han llevado a cabo conciertos en vivo, cápsulas informativas referentes a la música clásica y los instrumentos orquestales, recitales grabados desde sus espacios de confinamiento, así como pequeños conciertos de música de cámara con no más de nueve músicos, ya que entre sus integrantes también deben cuidar las medidas de sana distancia
Iván del Prado, director artístico y musical de la OFECH, señaló que este último año ha significado un gran reto al buscar ideas nuevas para continuar trabajando en la interpretación musical “Para una orquesta esto es todavía más difícil, ya que tienes más de 50 personas en escena, y que normalmente se ofrecen conciertos en espacios cerrados con público de la menos 400 personas”, indicó.
Próximamente la OFECH dará a conocer su Temporada Primavera 2021, por lo que actualmente se encuentra en preparación para nuevas presentaciones, ya sea en formato virtual o presencial, según lo permita el semáforo epidemiológico.
En la búsqueda de escenarios y espacios alternativos para realizar sus actividades diarias, las y los músicos han trasladado sus ensayos a los espacios al aire libre de la Plaza Cultural Los Laureles (antiguo Cidech), lo que permite compartir la música con las personas que transitan por el lugar.
“Nosotros seguiremos abocados a buscar maneras para continuar nuestro trabajo, brindar servicio a nuestro público y estar en contacto con ellos, porque no hay cosa que extrañemos más que los conciertos, esperamos que muy pronto podamos volver a vivirlo, porque nuestro trabajo sin el público, no tiene sentido”, concluyó el maestro Del Prado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: